Cuándo y cómo prevenir la Tuberculosis

La Secretaría de Salud Pública, a través de la Dirección de Programas Sanitarios e Investigación Epidemiológica, brinda información sobre la Tuberculosis, su modo de contagio, síntomas y medidas de prevención.

La TBC es una enfermedad infecciosa y contagiosa que ataca preferentemente a los pulmones y puede transmitirse a través de las gotitas de saliva que se expulsan al hablar, toser o salivar.

Es importante tener en cuenta diferentes situaciones que pueden contribuir al contagio de la enfermedad, como la malnutrición, distintos agentes tóxicos como el tabaco, alcohol y otras drogas, la asociación con enfermedades como la infección por VIH-SIDA o diabetes, como así también el hacinamiento.

Cuándo consultar

 Los médicos recomiendan que una persona con tos y expectoración por más de 15 días, pérdida de peso, disminución del apetito y fiebre entre 37.5 y 38 grados por la noche, debe consultar al doctor. Con un simple análisis de catarro bronquial (flema del pecho) se puede descartar la enfermedad.

Cómo prevenir

 Se recomienda la aplicación de la vacuna con BCG para prevenir las formas graves de Tuberculosis a todo recién nacido, preferentemente antes del séptimo día de vida.

 Se debe mantener la higiene ambiental, limpiar y ventilar la casa, instituciones educativas y laborales; también alimentarse adecuadamente y mantener el aseo personal.

 En los casos de personas enfermas que se encuentran realizando el tratamiento, es fundamental no abandonarlo una vez comenzado, ya que los síntomas de la enfermedad reaparecerán luego con mayor intensidad y el bacilo, causante de la TBC, puede hacerse resistente a los medicamentos usados anteriormente.
Herramientas
ImprimirEnviar por mailLetra
Redes sociales
Comentá esta nota: